1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Ratio: 0 / 5

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 

 

Jubilación etapa de la vida

 

Las buenas jubilaciones de nuestras FFAA se deben a que es un trabajo continuo de 30 años sin horarios, riesgoso, de mucho sacrificio y privaciones, que posteriormente se ven compensadas con otros beneficios sociales como en salud y jubilación.

Estoy de acuerdo en subir la edad de jubilación de las FFAA porque cuando se hizo la ley la expectativa de vida llegaba a los 60 años.

Los cónyuges de los miembros de las FFAA no les conviene jubilarse en su AFP donde han cotizado porque pierden los beneficios en salud, por lo que es mejor dejar esos ahorros en la AFP como parte de la posesión efectiva y herencia para sus hijos.

Las personas que quieran trabajar después de la jubilación y emprender una nueva actividad en forma independiente, les puedo ayudar a promover su nueva actividad si revisan aquí.

 

Contacto: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.+56 993402000 y 224945500  Skype: joropo_1

 

Cómo enfrentar la jubilación, una nueva etapa de vida

La jubilación es el acto de dejar de trabajar, por motivos de edad, y pasar a una situación de inactividad laboral. Para algunos, este momento puede significar un esperado descanso, sin embargo, para otros es una situación difícil de asimilar.

Esta es una etapa que llegará sí o sí, es parte de la vida y debería tomarse como la oportunidad de realizar todas las actividades que por falta de tiempo no podía realizar.

Para comprender mejor qué sucede en esta etapa y cómo llevarla de la mejor forma, la Psicóloga del Hospital Militar de Santiago, Paulina Santibáñez aclara algunas dudas:

“Para algunas personas la jubilación trae un sentimiento de libertad, al disponer de más tiempo para realizar distintas actividades que antes no podía por falta de tiempo. Sin embargo, para otras la misma situación puede significar o vivenciarlo como una pérdida de una etapa productiva que significaba el tener que cumplir un horario, tener un Rol social, etc…El jubilar en general afecta tanto a la persona que deja de trabajar como a la familia, donde necesariamente se produce una re-estructuración familiar.”

 

¿Cómo prepararse para enfrentar la Jubilación?

tiende a resultar más llevadero cuando la persona previamente ha podido ir visualizando y hablando sobre cómo sería esa nueva etapa de vida, y a la vez esto le va permitiendo ir de a poco incorporando a su vida otras actividades para realizar una vez que llegue ese momento.

 

¿Cómo evitar deprimirse?

Al tomar conciencia de su nueva realidad, la persona irá realizando ajustes y re-adecuándose a este nuevo periodo de su vida, esto incluye el modo de vincularse con los demás, adaptándose a nuevos horarios, actividades y asumiendo otros roles.

 

¿Cómo puede ayudar el entorno a la persona que se jubila?

Para la persona que se jubila es un elemento importante a considerar, ya que si es un buen entorno, contenedor, la persona se sentirá parte de ese entorno y necesario a la vez. Esto ayudará en gran medida a que el proceso de adaptación y re-adecuación a la nueva vida no sea tan traumático y a la vez, lo hará sentirse “útil” como persona nuevamente.

 

¿Cómo puede afectar esto a la relación de pareja?

Habrá roces y diferencias como en toda pareja, pero si ambos se hacen el propósito de buscar puntos de encuentros y se preocupan de incorporar a la vida actividades placenteras para ambos, estos roces serán menores. También es importante para la persona que jubiló que tenga actividades, sobre todo en ciertos horarios, por ejemplo a la hora en que se hace aseo en el hogar para evitar estar dándose vueltas sin saber qué hacer. De lo contrario sentirá permanentemente que molesta en su propio hogar y a las demás personas, y que no tiene un lugar para él.

 

¿Cómo se puede evitar que el dejar de trabajar lleve a un envejecimiento más rápido?

Ayudándose con actividades que lo mantengan ocupado mentalmente y físicamente, incorporar actividades como la música, lectura, asistir a un club o grupo de amigos, salir a caminar o cualquier actividad de agrado donde disminuya la probabilidad para que la mente esté focalizada en el cuerpo y una posible dolencia, y si es que ya la hay, que la aumente o que se centre sólo en ese aspecto. Es necesario también tener conciencia que el jubilar implica tener una cierta edad, por lo tanto, es esperable que con el tiempo todos como seres humanos presentemos un cierto deterioro y que esto con el tiempo necesariamente irá en aumento. Es recomendable ir asimilándolo y tomarlo como parte del ciclo normal de la vida. Fuente: Hospital Militar